Últimos Artículos
Mail Instagram Pinterest RSS

ATP Dubai: Federer busca la sexta

Roger Federer [#8] disputará su segunda final del año después de remontar en semifinales de Dubai a Novak Djokovic (3-6, 6-3, 6-2). El suizo busca levantar su sexto título en tierras árabes. Tomas Berdych [#6], con quien ha perdido sus dos últimos enfrentamientos, será su rival en la final.

El estado del helvético recuerda al de sus mejores años

Muchos se esperaban un encuentro disputado pero pocos, o casi ninguno, el resultado acontecido. Después de perder el primer parcial por 6-3, Roger Federer sudó sangre y orgullo para remontar a Novak Djokovic un partido que ya todos daban por finalizado. Con la aparición momentánea de la lluvia a mitad del segundo set, el suizo reaccionó en Dubai y ofreció sus mejores golpes ante un serbio que en nada se parece al de 2013. Igual que el helvético. 

De jugar con un 55% de primer saque, a hacerlo con un 74%. De una derecha rápida pero tímida a un drive agresivo e incontestable. Ese revés que al principio le costaba sobrepasar la red, al final acabó siendo la mejor arma del suizo, sacando petróleo de paralelo en paralelo. "Si eres capaz de jugar bien en esta pista, eres capaz de hacerlo en cualquier otra", palabras de un Roger que se encuentra en un momento de forma envidiable, como ya anunciara antes de aterrizar en los Emiratos Árabes. El rival no podía ser más duro, el chacal de los Balcanes. Djokovic, vigente campeón del torneo y radiante ganador en cuatro de las últimas cinco temporadas, acabó cediendo agónicamente un encuentro que se lo llevó el que más bemoles le puso. Algo no funciona en la sala de máquinas del jugador de Belgrado quien, desde que se aliara con Becker para esta nueva aventura ha sumado unos cuartos de final en Australia y unas semifinales en Dubai. Datos que te hacen reflexionar si eres uno de los que vio cómo el serbio arrasó sin piedad en las cuatro últimas citas del pasado curso. 

Roger (32), feliz tras pasar a la final
Pero volvamos al protagonista de la tarde. El ganador de 17 Grand Slams llevaba dos años sin derrotar a Novak, desde la final de Cincinnati 2012. Incluso peligraba el único balance positivo que tenía Roger ante los miembros del 'Big Four': 10-11 con Murray, 10-23 con Nadal y, desde hoy, 17-15 con Djokovic. La estadística con el serbio está a salvo. Lo que también es una prueba del cambio del suizo, al contrario que su rival de semifinales, son sus números a raíz de cruzar su camino con Stefan Edberg. En 2013 solo pudo sumar cuatro victorias ante tenistas del top-10. Este año, y cuando sólo han transcurrido dos meses, podría igualar la marca con el partido de mañana. Algo muy significativo de cara a los que dicen que el helvético ya no da la talla cuando compite con los mejores jugadores del circuito.

El torneo con quizás, superficie más veloz del mundo, ha sonreído de nuevo al de Basilea para colocarle en una nueva final ATP. Concretamente la 115º de su carrera, de las cuales ha ganado 77. Desde Halle del año pasado lleva grabada esa doble cifra en la cabeza, la que indica que continúa empatado a entorchados con John McEnore. Si mañana logra tumbar a Tomas Berdych, se desmarcaría en solitario en la tercera posición, solo desbancado por Ivan Lendl (94) y Jimmy Connors (110). En Dubai podría lograr también su sexta corona después de que ganara en los años 2003, 2004, 2005, 2007 y 2012. Una larga historia con el torneo árabe, en la que también perdíó las finales de 2006 y 2011. Sin lugar a dudas, esta pista es de las preferidas del de Basilea, donde cada año vuelve para recuperar las sensaciones perdidas por el camino. Mañana tendrá enfrente a quien, precisamente, le apeó aquí mismo la temporada pasada en semifinales. 

Tomas Berdych llega en estado de gracia tras recoger los frutos a una carrera plagada de irregularidades. Con la cabeza amueblada y la raqueta afinada, el checo suma unas semifinales en el primer Major de 2014 y un título en Rotterdam sin apenas pestañear. Ya nadie recuerda su prematura eliminación en Doha en primera ronda principios de enero. Sus grandes resultados lo encumbran como una de las personalidades a batir este año junto a Wawrinka, Fognini o Gulbis. El discípulo de Tomas Krupa tiene todavía la espina clavada de perder la final de Dubai el año pasado frente a Djokovic y viene sumando 16 victorias en sus últimos 17 partidos. 

Será la octava final de Federer en Dubai

Será una final electrizante entre dos jugadores que quieren reivindicarse de una vez por todas. Uno debido a las críticas que aseguran que no tiene el nivel para ser un campeón. El otro para acallar las bocas que exclaman que sus años de gloria ya forman parte del pasado. Federer domina el cara a cara con Tomas por 11-6, pero en las dos ocasiones más próximas, la victoria cayó del lado del checo. Eso sí, siempre que se enfrentaron en una final, la copa acabó en las vitrinas del pentacampeón de Dubai (Halle 2006 y Madrid 2012). La debacle en la final de Brisbane todavía escuece, el sometimiento ante Nadal en Melbourne aún se recuerda. Es hora de limpiar la memoria a base de clase. El 'Expreso Suizo' arranca de nuevo.


Para más información sobre TENIS podéis visitar Plusmarca.es o seguirme en twitter: @fermurciego

0 comentarios:

Publicar un comentario