Últimos Artículos
Mail Instagram Pinterest RSS

Europeo de balonmano 2014 (Grupo B): España

Llegar a una competición como campeones del mundo implica ser favorito a levantar el título. Y así afronta España el Europeo de Dinamarca 2014, que comenzará el próximo 12 de enero y en el que el combinado nacional que dirige Manolo Cadenas tratará de conseguir el cetro europeo por primera vez en la historia.

La selección española celebra el título Mundial que levantaron en 2013
Acudir a un Campeonato de Europa como actual campeón del mundo es un privilegio del que debe disfrutar la selección española, que viajará a Dinamarca con la idea de lograr lo que se le escapó en 2006, cuando Francia se metió en el camino de la selección que por aquel entonces dirigía Juan Carlos Pastor.

Karabatic y Entrerrios durante la final del Europeo 2006
Esta será la segunda vez en la historia que España llegue a un Europeo con la vitola de favorito por ser campeona del mundo. La anterior, como dije anteriormente, fue en 2006 cuando España llegó a Suiza con el objetivo de conquistar su primer título continental, lo cual estuvo a punto de conseguir de no ser porque la selección de Claude Onesta se interpuso en el camino de una selección española que llegó hasta la final sin conocer la derrota.

España, a pesar de ser doble campeona del mundo, aún no sabe lo que es colgarse la medalla de oro en un Europeo, pues las tres finales que disputó hasta el día de hoy todas acabaron de la misma manera, con derrota. Además de la plata del Europeo de Suiza 2006, en 1996, siendo anfitriona, fue Rusia la que acabó con los sueños de España (22-23). Dos años más tarde, en Italia 98, fue Suecia la que dejó al combinado español sin el oro europeo (23-25).

En esta ocasión España llega con un sabor de boca un poco amargo, pues la ‘lesión’ de Arpad Sterbik, que ha decidido no ir al Europeo para no empeorar el estado de su rodilla, hace que los ‘hispanos’ sean un poco menos favoritos. Para cualquier selección del mundo perder a Sterbik antes de una cita internacional sería un gran varapalo, y para España, a pesar de contar con recambios de garantías y una gran selección, no podría ser de otra manera.

La selección de Manolo Cadenas, que debuta a los mandos del combinado nacional en una gran competición, llega a Dinamarca con un bloque muy conjuntado y que lleva varios años rallando a muy buen nivel.

Desde el año 2011 España ha alcanzado, como mínimo, las semifinales de toda gran competición, excepto de los Juegos Olímpicos de Londres, donde la Francia de Karabatic dejó a España a las puertas de la lucha por las medallas.

En el Mundial de Suecia 2011 España alcanzó las semifinales, en donde una derrota ante Dinamarca le impidió disputar la gran final y les hizo conformarse con una meritoria medalla de bronce. Al año siguiente la historia se repitió, pues en el Europeo de Serbia 2012 también fue Dinamarca quién dejó a España fuera de la lucha por el título. Además, en Serbia, Croacia se llevó la lucha por el bronce
Y por último, en el Mundial de España 2013 se llegó a lo más alto, pues el Palau Sant Jordi fue el escenario ideal para llevar a cabo la más bonita de las venganzas, ya que en esta ocasión España sí que pudo con Dinamarca y además lo hizo pasando por encima de la selección nórdica (35-19).

A pesar de contar con excelentes jugadores, la selección española carece de una estrella que sobresalga por encima del resto y basa su juego en la unión. Unidad que se hace más notable en tareas defensivas, ya que el 6:0 español se ha convertido en una de las mejores defensas del planeta.

La unidad de esta selección es una de las claves de los éxitos conseguidos
En el pasado Mundial 2013, España encajó una media de 20 goles, dato que habla por si solo y deja clara muestra de la importancia de la defensa ‘hispana’. La gran muestra del poderío defensivo de España (cuando habló del poderío defensivo hablo del 6:0 más la portería) alcanzó su punto culmen en la final, en donde España logró dejar en 19 goles a Dinamarca, una de las selección con mayores facultades ofensivas del planeta. Hasta ese partido, Dinamarca promediaba 34 goles por encuentro.

Cañellas, A.García y G.Guardiola en tareas defensivas ante Serbia
Dejando a un lado la defensa hispana, España necesita tener las ideas claras en ataque para poder llevarse el Europeo. Como lleva haciendo cada gran competición en los últimos años debe exprimir las posibilidades que ofrecer tener al mejor pivote del mundo, Julen Aguinagalde. Pero esto se debe hacer con cabeza, pues en ocasiones, la obsesión con buscar a Julen, muchas veces es maltratado por el arbitraje, ha llevado a España a caer en errores que facilitan la labor del equipo contrario.

Dejar a un lado la obsesión por buscar a Julen Aguinagalde, el ataque no debería ser un problema, pues España acude al Europeo con jugadores muy talentosos en la primera línea y con extremos finalizadores que están en estado de gracia, sobre todo Víctor Tomás, Albert Rocas y Valero Rivera, que está brillando esta temporada en cuestiones de lanzamiento.

La selección de Manolo Cadenas contará con jugadores que son capaces de mover el balón de un lado a otro con mucho rigor, penetrar con asombrosa facilidad y ejecutar lanzamientos sorprendentes. La única duda que se le plantea al conjunto español es ver cómo funcionará el lanzamiento exterior después de la retirada de Alberto Entrerrios. En estas funciones será importante ver la mejor versión de Antonio García, falto de minutos en el PSG Handball, y la del zurdo, Jorge Maqueda, que está a un nivel altísimo en el HBC Nantes, y tendrá más exigencias ante la baja de Álex DujshebaevEduardo Gurbindo es un jugador que tiene muchas cosas que aportar en esta selección pero que tiene más limitaciones en cuanto a su lanzamiento exterior, en lo que va de liga ha metido tan solo 7 goles desde los 9 metros.

Las claves

Julen Aguinagalde: Como mejor pivote del mundo que es, la importancia del irundarra en el ataque español será máxima. Capaz de sacar petróleo de cualquier pase, será el desatascador del conjunto español en momentos en los que el ataque no funcione a la perfección.
Nominado en 2012 como mejor jugador del mundo y elegido mejor pivote del pasado Mundial, el jugador del KS Vive Targi Kielce será fundamental para que España pueda conseguir el oro.
Si el arbitraje es correcto e impide que se le defienda por dentro de los seis metros será un arma muy difícil de descifrar. Si Julen está bien, las cosas irán bien para España casi con toda seguridad.


Portería: Con la baja de Arpad Sterbik, si no el mejor uno de los mejores porteros del mundo, el estado de forma de sus dos sustitutos será fundamental para que la defensa española vuelva a convertirse en aquel muro infranqueable que impresionó al mundo del balonmano durante el pasado Campeonato del Mundo.
A pesar de que la mayoría de los minutos en portería durante el pasado Mundial los ocupó Sterbik, Jose Manuel Sierra demostró cada vez que estuvo en pista que es un gran portero. El guardameta onubense acabó el Mundial con más de un 39% (33/84) y a pesar de que no es el titular indiscutible del PSG Handball se presupone que Cadenas le dará los galones de portero titular.
Sin embargo no extrañaría ver al joven Gonzalo Pérez de Vargas asumir un rol mayor del que se le supone a un portero que debutará en un gran torneo y que apenas tiene 22 años.
El portero toledano, actualmente en el Fénix Toulouse Handball, está mejorando a pasos agigantados y ha pasado en poco más de un año de ser un portero muy prometedor a convertirse en una realidad. La pasada temporada fue el portero con mejores números de la Liga Asobal (acabó con un 38% (408/1058)) y es el portero con mejores porcentajes de la LNH (39%).


Defensa: Con los datos expuestos a lo largo del texto está claro que gran parte de las opciones de España pasan por el 6:0 defensivo. Con dos grandes defensores como Gedeón Guardiola y Virán Morros y con jugadores fuertes y de grandes conocimientos tácticos como Jorge Maqueda y Joan Cañellas, la defensa española volverá a estar a buen nivel.
Además, Manolo Cadenas tendrá la posibilidad de cambiar la defensa si el partido así lo requiere pues en la lista de 16 hay dos jugadores como Víctor Tomás, y sobre todo Cristian Ugalde, que son capaces de hacer avanzados a un nivel muy alto.
Es imposible defender todo un campeonato con un mismo esquema defensivo, pues hay situaciones de partido que obligará a España a cambiar, cosa que no debe preocupar en exceso a Manolo Cadenas, pues tiene a su disposición muchos recursos. El año pasado fue Aitor Ariño el que sacó a relucir sus habilidades defensivas secando a Laszlo Nagy cuando se necesitaba sacarlo del mapa para vencer a Hungría y en esta ocasión Cristian Ugalde está totalmente capacitado para hacer lo propio con cualquier estrella europea.



La lista de Manolo Cadenas

Porteros: Jose Manuel Sierra (PSG Handball) y Gonzalo Pérez de Vargas (Fénix Toulouse Handball)

Extremos izquierdo: Valero Rivera (HBC Nantes) y Cristian Ugalde (MKV-MVM Vészprem)

Extremos derecho: Víctor Tomás (FC Barcelona) y Albert Rocas (KIF Kolding Kobenhavn)

Laterales izquierdo: Viran Morros (FC Barcelona), Joan Cañellas (HSV Hamburg) y Antonio García (PSG Handball).

Laterales derecho: Jorge Maqueda (HBC Nantes) y Eduardo Gurbindo (FC Barcelona).

Centrales: Dani Sarmiento (FC Barcelona), Raúl Entrerríos (FC Barcelona) y Carlos Ruesga (MKB-MVM Vészprem).

Pivotes: Julen Aguinagalde (KS Vive Targi Kielce) y Gedeón Guardiola (Rhein Neckar Löwen).


Rivales

Grupo BESP España, NOR NoruegaHUN Hungría ISL Islandia.

En la Main Round se cruza con el Grupo ADEN DinamarcaCZE República ChecaMKD Macedonia AUT Austria.

Texto de @Eduagullo

0 comentarios:

Publicar un comentario